lunes, septiembre 25, 2006

Sporting 1 - Málaga 3, un partido de dos caras

Me cuesta entender el partido de ayer, la primera parte el Sporting dió un baño a un Málaga timorato que pese a todo se plantó un par de veces con peligro delante de Roberto. La base la de siempre: una grandísima presión que hacía que el Málaga no pudiera sacar el balón y mucho toque cuando se poseía la pelota. El Sporting tuvo varias ocasiones para marcar, la mayoría del peligro venía de Congo que se está revelando como un gran fichaje, Barral le acompañaba con menos acierto pero sembrando peligro en la defensa, entre los 2 forman una delantera de lujo en la categoría y si ayer Barral hubiera estado más acertado nos habríamos ido al descanso con algún golito más.

Lo de la segunda parte se puede entender pensando que el Málaga es mejor, y probablemente sea cierto, pero es que el Sporting dejó la presión que había realizado a la perfección (parecía que estaban dormidos los jugadores) en la primera parte y el Málaga guiado por Sandro, que entró en el descanso por Morales tomó el control del partido, el Sporting no podía ni siquiera salir del área ni dar 2 pases seguidos y Preciado estuvo lento con los cambios porque se veía que el medio campo necesitaba algún refuerzo para parar a los malagueños, de todas formas el Sporting llegaba alguna vez arriba con jugadas individuales de Congo, cuando se cansó el colombiano se acabaron los argumentos ofensivos del Sporting porque Javi Fuego y Andreu no podían con Sandro y Romero, Gerardo estaba negado y Diego Castro a pesar de que cuando encaraba se iba casi siempre no recibía el balón, evidentemente Omar y Barral veían la pelota desde muy lejos. Y a pesar de que el Málaga no llegaba con claridad, un par de fallos de Jorge permitieron plantarse a jugadores del Málaga solos ante la portería y San Roberto salvó al Sporting, lo que ya no pudo hacer es detener a Salva solo en el área pequeña con un error garrafal de la defensa, no se pude permitir que Salva te remate sólo una falta colgada blanda desde la frontal del medio campo en el área pequeña, 1-1 y a partir de ahí se terminó todo, dominio abrumador del Málaga, fallos defensivos bestiales y Roberto evitando la goleada (salvó varios mano a mano).

Una primera parte muy buena y una segunda muy mala, por lo menos se ve que cuando jugamos bien le podemos plantar cara a cualquiera, cuando el equipo esté más acoplado dará muchas alegrías pero la actitud del equipo en la segunda parte es intolerable y Preciado deberá hacérselo saber a los jugadores. También es preocupante que con 20 minutos por delante la gente se vaya de El Molinón en estampida.

*Se me olvidaba decir que por quinta vez en 6 partidos el árbitro nos perjudicó perdonando la roja a Valcarce por agredir a Congo poco antes del descanso a 1 METRO del linier. Luego dirán que a final de temporada compensan, de momento 5-0 en contra del Sporting.

4 comentarios:

Pablo G. dijo...

Coicidimos plenamente....

Añado que jugando muy bien solo podemos irnos con 1-0, jugando fatal nos meten 3.

Habrá que tener paciencia y arropar al equipo.

Sportinguista dijo...

Es que los que sabemos de fútbol nos entendemos jejeje

Si paciencia, Congo acaba de llegar y va a ser importantísimo, y Canella acabará quitándole el puesto a Juanmi.

zaragocista dijo...

La clave esta en lo que dice Pablo. En los momentos buenos hay que fulminar al rival para no llevarte sorpresas.
Un saludo.

Sportinguista dijo...

Teneis toda la razon pero los chicos están todavía verdes para matar los partidos, este año cada victoria será un sufrimiento.