viernes, octubre 19, 2007

Real Sociedad

Mañana toca otra visita de las complicadas, parece que el calendario ha tenido el capricho de ponerlas todas seguidas, en esta ocasión viajamos a San Sebastián pletóricos de moral tras 8 partidos invictos y con una mareona de 4.ooo sportinguistas para apoyar al equipo en el encuentro frente a la recién descendida Real Sociedad. Si bien los vascos están octavos con 13 puntos (a 5 del Sporting) hay que tener en cuenta que los últimos 5 partidos los han saldado con 3 victorias, un empate y una sola derrota en un campo complicadísimo como es el de el Numancia (y en el tiempo de descuento) lo que indica que le están cogiendo el ritmo a la categoría y se hayan en plena forma.

Al frente del equipo donostiarra está el galés Chris Coleman que es novato en nuestro país, las señas de identidad de su equipo son defensa adelantada y movimiento de balón rápido, fluido y vertical, su sistema de juego un 4-4-2 con doble pivote de contención, en el que los extremos tienen mucha importancia, en cuanto pueden encaran a sus pares y uno de los puntas (Uranga) hace labores de enganche con la media con total libertad de movimientos mientras el otro (Díaz De Cerio) sirve de reverencia fija en el área.

Asier Riesgo es el encargado de defender la porteria, a su favor una campaña en la que maravilló en el Eibar hace unos años y unos reflejos increibles que le hacen salvar cosas increibles. En su contra una trayectoria muy irregular en la Real de varios años, muy inseguro en el juego aéreo, con manos blandas y fallos gordos de colocación . Prometia mucho pero se ha estancado y ahora es un portero mediocre (como mucho), hay que probarle.

Por delante de Riesgo se sitúa una línea de 4 formada por Labaka, Victor López en el centro de la zaga, Gerardo en el lateral derecho y Castillo en el carril zurdo. Es la línea que está dando más quebraderos de cabeza al entrenador galés ya que Gerardo es un centrocampista reconvertido y tiene problemas para guardar la posición, además ha perdido velocidad por los años cuando esta nunca ha sido su principal virtud; Castillo se incorpora mucho al ataque y también tiene problemas para cerrar, en su caso la inexperiencia (21 años) le juega malas pasadas; el argentino Victor López ejerce de líder en la defensa y va muy bien al corte pero tiene problemas en el juego aéreo, todo lo contrario que Labaka que domina el juego aéreo a la perfección pero tiene fallos puntuales en todos los partidos, fallos de colocación, despistes en el marcaje o al corte y falta de contundencia en el despeje que le han costado más de un disgusto a la Real, está siendo muy discutido por la afición. Sin duda la línea más floja del equipo que sufre no solo por la debilidad de sus componentes sino también porque el estilo de juego ofensivo del equipo le hace concender muchos espacios atrás que no benefician a una zaga joven y recién formada.


Por delante de la defensa Garitano y Aranburu forman el escudo de protección en la medular, 2 jugadores experimentados y con mucha calidad en sus botas, juegan el balón fácil y rápido para sus extremos y delanteros sin complicarse la vida, en defensa siempre están bien colocados y físicamente aguantan a buen ritmo los 90 minutos, además los 2 tienen mucha llegada, Aranburu con el cañón de su pierna izquierda y Garitano con mucho poderío en el juego aéreo. Pese a todo no pueden subir mucho para cubrir las carencias defensivas de los hombres de banda.

Y es que en las bandas la Real cuenta con el talentoso Xabi Prieto en la derecha, un jugador que inspirado ha vuelto loco a los mejores defensas de Primera, rápido, imaginativo, muy hábil en el regate, nada individualista, preciso en el pase y con capacidad de finalización, uno de los cracks de Segunda que erá un nuevo reto para un Canella que está mejorando partido a partido. La banda izquierda la ocupa el galés Vaughan, una auténtica flecha, con buen regate y que busca siempre acabar las jugadas rápido ya sea con centro a la olla o disparo a puerta.

En la delantera se han hecho con la titularidad contra todo pronóstico Díaz De Cerio en punta y un poco más retrasado Uranga dejando en el banquillo a jugadores contrastados como Delibasic y Skoubo. Uranga es un jugador de equipo de lo más interesante, no para de pelear los 90 minutos y hace todo bien sin destacar especialmente en nada, buen control de balón, aceptable técnica, olfato de gol, buen juego aéreo y visión de juego, te sorprende cuando menos te lo esperas y tácticamente es muy listo. De Cerio destaca por su buen juego aéreo y su corpachón para proteger el balón ya que aunque no es demasiado alto sí es muy espigado, tiene capacidad de remate y es muy vivo en el área, su pega la escasa movilidad y un poco limitado técnicamente.

En el banquillo pocos recambios de calidad, los puntas Delibasic y Skoubo, eminentemente rematadores y dominadores del juego aéreo, el prometedor organizador canterano Larrea que no acaba de explotar, Álvaro Novo y el portero titular del año pasado Claudio Bravo que parece mejor que Riesgo pero no cuenta con la confianza de Coleman. Los demás jugadores jóvenes aún por formarse.

En resúmen el partido pinta complicado pero las carencias defensivas de la Real jugarán a favor del Sporting si aguantamos el vendaval ofensivo que es de suponer caerá en la primera parte, un campo grande como es Anoeta favorece a la velocidad de nuestros hombres de arriba por lo que a la contra podemos ser demoledores. La clave será frenar las bandas de la Real en defensa y en ataque contactar rápido con los hombres de arriba para aprovechar los huecos que deja la Real en defensa, que los mediapuntas encaren mucho y probar a Riesgo en cuanto se tenga una posición clara de disparo.

Fotos: Xabi Prieto y Vaughan

2 comentarios:

Jorge Iván Argiz dijo...

Aunque nos dominen hay hacer que el tiempo corra a nuestro favor, ellos se pondrán nerviosos y su público aún más. Si nos ponemos por delante habrá un acoso de quince minutos exagerado del que también podemos sacar partido.

Y mucho cuidado a X. PRIETO (un crack) y a cuando entre DELIBASIC, el típico jugador que nos va fatal.

Sportinguista dijo...

Todo controlado, 3 puntos en el saco y ahora a preparar el partido contra el Celta.